Día de muertos significado de la ofrenda e historia.

Comparte este artículo en tus redes sociales

En esta entrada te trataremos de explicar el significado del Dia de muertos, desde como comenzó su historia hasta lo que significa la ofrenda.

Para muchos sería difícil creer que una fiesta llena de colores, comida, bebidas y motivos alegres representa una celebración de la muerte.

Día de muertos significado de la ofrenda e historia.1

Pero esto es lo que pasa en muchos países de América Latina, en algunos países el significado de la ofrenda del Dia de muertos es un poco diferente.

Año tras año se conmemora el Día de Muertos y aunque todos comparten el mismo significado cada uno le da un toque personal a la herencia de la cultura indígena.

Los latinoamericanos que celebran este día, aprovechan la ocasión festiva para acercarse a sus seres queridos fallecidos.

Es un día para recordarlos, pero también para celebrar la vida.

Cuando los conquistadores españoles llegaron a América en el siglo XV, fueron impresionados por una colección de creencias paganas que pertenecían a los pueblos indígenas.

Una de ellos fue el culto a la muerte.

Los habitantes de Mesoamérica como los aztecas, mayas o nahuas realizaban una fiesta a principios de agosto, que duraba todo un mes.

La celebración tuvo el nombre de «Día de Muertos».

Los rituales que celebraban la vida de sus antepasados se llevaron a cabo al menos durante los últimos 3,000 años.

En la época prehispánica era una práctica común conservar el cráneo como trofeo y lucirlo durante los rituales que simbolizaban la muerte y el renacimiento.

Por sus orígenes geográficos, México es, por tanto, el país que simboliza esta particular fiesta en América Latina.

Día de muertos significado de la ofrenda e historia.2

La UNESCO incluso ha declarado la celebración mexicana como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad dado que es una de las representaciones más relevantes del patrimonio de México y del mundo.

Pero, ¿de qué se trata el Día de muertos, cual es el significado de la ofrenda y su historia?

Bueno, en primer lugar, en México la celebración del Día de Muertos es una tradición en la que se rinde homenaje a los antepasados de nuestra familia y amigos.

Personas que han abandonado su vida terrenal, es una celebración cargada de misticismo y simbolismo que en la mayoría de nuestros pueblos comienza el 28 de octubre y finaliza el 2 de noviembre.

Día de muertos significado de la ofrenda e historia.33

Gracias a la sincronización de las costumbres españolas e indígenas, hoy se conecta a las fiestas de del día de Todos los Santos y Día de los Difuntos en la Iglesia Católica.

Pero, además, coincide con las fechas de Halloween, una celebración pagana que tiene sus raíces en una fiesta celta y que, al igual que el Día de Muertos, también se ha combinado el catolicismo.

TAL VEZ TE INTERESE: LA MUJER QUE VISITO EL INFIERNO

No obstante, este último hecho, las dos celebraciones son muy diferentes y no deben confundirse entre sí.

Más bien, uno debe entender que el Día de Muertos no es una adaptación de Halloween.

En las celebraciones del Día de Muertos, las almas de quienes han dejado esta vida son recibidas en nuestros hogares y cementerios con gran alegría y con ofrendas de alimentos y bebidas, luces y flores.

Día de muertos significado de la ofrenda e historia.65

Entendiendo la muerte como algo natural que representa el inicio del viaje al descanso espiritual.

Es una celebración cuya solemnidad y religiosidad quedan visiblemente marcadas en el ambiente festivo de nuestros antepasados.

En esta visión de la vida el alma es una entidad inmortal y que continua su viaje después de la muerte en el mundo de los muertos hacia el Mictlán donde no hay cielo ni infierno, sino un lugar donde uno encontraría su descanso eterno.

Ser liberados y compensados con la presencia de Tonatiuh, el dios sol.

En el calendario mexica, Xiuhpohualli, que contiene 18 meses, se realizaron al menos 6 celebraciones dedicadas a los muertos.

La más importante es la celebración de los desencarnados; presidido por la diosa Mictecacíhuatl, dueña de los muertos y reina de Mictlán.

Junto a Mictlantecuhtli, Dios de las sombras y señor del lugar de los muertos.

Para nuestra cultura, durante las festividades del Día de Muertos, las almas de nuestros antepasados fallecidos regresan al mundo de los vivos para visitar a sus seres queridos.

Día de muertos significado de la ofrenda.

En nuestra celebración, invitamos a los difuntos a regresar a casa, donde los recibiremos en familia con mucha alegría y ofrendas que incluyen sus comidas y bebidas favoritas.

Con flores, velas, incienso y copal.

Con fruta, pan, con sal para purificar el alma, y también con agua, fuente de vida.

Cada uno de estos elementos tiene su propio significado; los niveles de los altares que van del 2 al 7 representan el camino que debe tomar el alma para llegar a su lugar de descanso final.

El copal y el incienso, además de ser purificadores del alma, funcionan como guía para la ofrenda.

El arco del primer nivel representa la puerta que conecta el mundo de los muertos con el mundo de los vivos.

Los recortes de papel, además de ser una decoración, representan la pureza y el duelo.

El fuego de las velas ilumina el camino de las almas de regreso a su lugar de descanso.

El pan, las calaveras y los dulces de azúcar simulan la muerte.

El aroma de las flores guía el alma de los muertos.

Las almas se reciben también con oraciones, incorporadas a través del cristianismo a la llegada de los españoles.

Pero también se reciben con música, se visitan en el cementerio y pasan tiempo juntos.

¿Qué pasa en otros países en el Día de muertos, cual es el significado de la ofrenda y su historia?

En Nicaragua esta fecha se toma muy en serio y su celebración va mucho más allá de una simple ofrenda u homenaje.

El Día de Muertos se celebra en el cementerio y, además, ¡de noche!

Algo que parece aterrador y que pocas personas en el mundo estarían dispuestas a hacer; no obstante, las nicaragüenses optan por esta vía para honrar a sus difuntos.

No solo pasan la noche celebrando con su familia, sino que además pasan la noche junto a sus tumbas.

En menor medida, los salvadoreños siguen las tradiciones de sus raíces y recuerdan a los fallecidos.

Antes del 2 de noviembre, los miembros de la familia trabajan para limpiar y pintar la tumba que visitarán.

Durante ese día en el cementerio hay venta de comida, pero más que nada una gran variedad de puestos donde las flores son el producto principal.

Se venden coronas y arreglos florales para decorar las tumbas.

En Guatemala, las celebraciones se realizan con la construcción y vuelo de objetos gigantes llamados «cometas» además de las tradicionales visitas a las tumbas de sus antepasados.

Otro gran evento es el consumo del «fiambre», platillo tradicional que solo se come durante este día.

Allí tienen la creencia de que las almas benditas salen del cementerio y aparecen en otros lugares.

Muchos salen de la casa con un vaso de agua, una vela y una foto del difunto.

Algo muy típico en Guatemala es la «Flor de la Muerte», de color amarillo, y que solo florece en esta época.

En Honduras y Costa Rica, y también en partes de Colombia, se visitan los cementerios para llevar a cabo nuestras peregrinaciones de amor.

Se trata de ofrendas simbólicas de gratitud por el buen favor brindado por los santos y sus seres queridos.

Es por eso que en estos países la gente llega a los cementerios con coronas y hojas de palma, para decorar los sepulcros y rendir homenajes a los que se han ido.

También se reúnen en las iglesias para rezar por los difuntos y pedir salud y felicidad para los vivos.

En Ecuador, tienen una verdadera fiesta.

Especialmente los indígenas, los Kichwa, que constituyen una cuarta parte de la población del país.

Algunas comunidades celebran un antiguo ritual: una reunión para comer con el difunto encima de su tumba.

Por eso la gente se reúne en el cementerio con ofrendas de comida para recordar a sus antepasados y seres queridos.

Esta festividad es también uno de los momentos importantes del calendario boliviano.
Se cultiva la memoria de los muertos y sus tumbas se cubren de flores.

La devoción a los difuntos se lleva a cabo principalmente en los campos donde se prepara el evento con semanas de anticipación.

El ritual es bastante complejo, pero básicamente las familias preparan una enorme cantidad de comida, ya que las almas llegarán con un apetito gigante y una sed insaciable.

Los vivos preparan los platos y bebidas favoritos de los difuntos.

La Paz, Bolivia celebra otra festividad denominada «Día de los cráneos ñatitas», el 9 de noviembre en el cual se bendicen cráneos humanos guardados por familiares e incluso extraños.

Algunas de las zonas rurales del Perú creen firmemente que las almas de los difuntos vuelven a disfrutar de los altares que se preparan con objetos que representan algún aspecto de la vida del difunto.

En las zonas rurales del Perú creen firmemente que las almas de los muertos regresan para disfrutar de los altares que se preparan con objetos que representan algún aspecto de su vida (la del difunto).

Arreglan su foto, velas y flores que llevarán al cementerio al día siguiente.

Las ofrendas para los difuntos incluyen comida que disfrutaron cuando estaban vivos, o alguna otra cosa que fue importante para ellos.

La costumbre es dejar la ofrenda durante toda la noche para que el difunto tenga tiempo de disfrutarla.

El momento más emotivo llega en el cementerio.

Allí, los cercanos al difunto visitan su tumba y dejan las flores.

Ahora que sabemos más sobre los orígenes y las representaciones de esta festividad, podemos afirmar claramente que el Día de Muertos en México no es una adaptación de Halloween.

Y aunque ambos comparten la idea de la cercanía entre el mundo de los muertos y el mundo de los vivos, no están de acuerdo en absoluto en sus puntos de vista sobre la muerte misma, la mezcla con los espíritus ni su simbolismo.

Es precisamente la belleza del simbolismo del Día de Muertos lo que hace de esta celebración, una festividad que realmente debemos aprender a apreciar.

Y que además tiene presente, más que cualquier otra festividad, la importancia de estar unidos a nuestros seres queridos.

Tanto los vivos como los muertos.

En las familias formamos parte de una comunidad singular, y compartimos un mismo destino…la muerte.

Espero que te esta entrada haya aclarado tus dudas sobre el tema del Día de muertos significado de la ofrenda y la historia que tiene en América Latina.

Comentarios Facebook

Deja un comentario

Código Ancestral usa las cookies de la red Google para una gran experiencia para usted. Si sigues en esta página das tu aprobación para aceptar los términos para aceptar las cookies. La política de cookies, pica el enlace para mas información. ACEPTAR

Aviso de cookies

You cannot copy content of this page

error: ¡El contenido esta protegido!