Bill Gates dueño de la agricultura 2022

Comparte este artículo en tus redes sociales

Bill Gates se prepara comprando miles de acres de tierras agrícolas, posicionándose así como el dueño de la agricultura del futuro.

Para muchos inversionistas las tierras dedicadas a actividades agrícolas no estaban en su portafolio de inversiones hasta que a principios de 2021 varios medios estadounidenses revelaran que el mayor propietario de tierras destinadas a la agricultura era Bill Gates.

Bill Gates dueño de la agricultura 2022

Y es que a pesar de ser más reconocido en el mundo de la informática como fundador de Microsoft o por su fundación, Bill Gates ha comprado discretamente desde los últimos 10 años, 269.000 acres de tierras.

De las cuales 242.000 son para la agricultura; expresado de otra forma estás 242.000 acres equivalen a a un poco más de la extensión de Nueva York.

Entonces es como si Gates fuera propietario de más territorio que el de toda la ciudad de Nueva York.

Estas adquisiciones no están concentradas en un solo territorio, sino que ha comprado tierras en varias partes de Estados Unidos.

La pregunta es ¿Cuál es el interés de Bill Gates en acumular tantas tierras agrícolas al punto de llegar a ser el mayor propietario en Estados Unidos?

Esto teniendo en cuenta que no había sido muy reconocido en el mundo de la agricultura.

Muchos especularon sobre la motivación de Bill Gates para haber comprado esa cantidad de tierras, suponían que se trataba de una estrategia de sostenibilidad alimentaria o algo relacionado con el cambio climático.

Bill Gates dueño de la agricultura 2022-2

Pero él mismo Gates negó que estas adquisiciones tuvieran algo que ver con estos temas o con algún objetivo de su fundación, por lo que se podría decir que el multimillonario compró tantas tierras agrícolas por la rentabilidad y valorización que ofrecen y por lo que significará la producción de alimentos en el futuro para toda la población.

A diferencia de otro tipo de inversiones las tierras para la agricultura tienen un valor intrínseco; pase lo que pase la gente seguirá necesitando comer y con una población creciente con estimaciones que dicen que alcanzará los 10 mil millones para el 2100 no es extraño que la tasa de rentabilidad de este tipo de tierras los últimos 47 años en Estados Unidos sea del 10.27% promedio anual.

Incluso si sólo se tiene en cuenta el periodo entre 1992 y 2020, el rendimiento promedio anual de las tierras agrícolas fue del 10.8%, mayor a 8.1% de la propiedad raíz, al 7.8% de las acciones estadounidenses y al 6% del oro.

De manera que comprar tierras es una buena inversión y lo ha sido por mucho tiempo porque es un recurso limitado, es decir, no es que se pueda crear fácilmente.

Por lo tanto, no sólo son cada vez más valiosas, sino que cada vez tenemos menos tierras para dedicar a la agricultura.

En Estados Unidos a mediados de la década del 2000, las tierras destinadas a la agricultura se valoraban en unos $1.380 dólares por acre; ya en 2021 se valoraban en $1.600 dólares.

Ahora bien, la otra pregunta es si las tierras para la agricultura son una inversión tan rentable ¿por qué no era un activo habitual entre los inversores financieros en Estados Unidos?

Porque antes la mayoría de tierras agrícolas pertenecían a familias y solían pasar de una generación a otra, es decir, los hijos continuaban con el negocio familiar, lo cual generaba fuertes barreras a la entrada de inversionistas ajenos a la familia.

Bill Gates dueño de la agricultura 2022-3

Sin embargo, esto ha estado cambiando en los últimos años, porque las generaciones más jóvenes no están interesadas en dedicarse a la agricultura.

Los agricultores mayores de 65 años poseen el 40% de las tierras y estos propietarios se jubilan y venden o alquilan sus tierras, un activo rentable que antes era difícil de adquirir porque queda en manos de los hijos ahora está quedando en poder de inversores externos tanto individuales como institucionales.

Dicho otro modo, el trabajo de la tierra siempre ha sido una labor física y exigente por esa razón no es difícil concluir por qué la mayoría de estos trabajos que requieren desgaste físico son realizados por inmigrantes.

TAL VEZ TE INTERESE: EL ASTEROIDE BENU Y SUS POSIBILIDADES DE COLISION CON LA TIERRA

Según un estudio realizado por el Centro para el Desarrollo Global, la disposición de los estadounidenses nativos para trabajar en los típicos trabajos que realizan los inmigrantes es casi nula.

El estudio mostró que desde 1998 a 2012, al menos 130.000 personas del estado de Carolina del Norte estaban desempleadas año tras año.

Sin embargo, el número de estadounidenses nativos que solicitaron el empleo en las granjas nunca fue superior a 268 personas de las 130.000 desempleadas.

Es decir, que la proporción de desempleados que solicitaron trabajo para labores en las granjas nunca superó el 0.09%.

Adicionalmente las pocas personas que eran contratadas no duraban mucho.

Por ejemplo, en 2011, 245 personas fueron contratadas de las se presentaron el primer día de trabajo y, de estas, sólo 7 duraron hasta el final de la temporada de cultivo.

El estudio también señala que los trabajadores mexicanos son mucho más propensos a quedarse toda la temporada de cultivo.

Es un hecho que los estadounidenses vayan cada vez más a la universidad y prefieren buscar otro tipo de trabajos menos físicos.

Además, para la mayoría, el trabajo en el sector agrícola está de cierta manera un escalón debajo en estatus.

De tal manera que no es sorprendente que las generaciones más jóvenes estén cada vez menos interesadas en este sector y que eso haya abierto la oportunidad multimillonarios como Bill Gates de acumular grandes extensiones de terrenos agrícolas en tantos estados.

No sólo Bill Gates ha invertido en ese activo, también el interés ha aumentado entre inversores institucionales.

Durante la crisis financiera de 2008, los inversores intentaron encontrar alternativas a las inversiones tradicionales refugio como los bonos y el oro.

En el 2005 había en todo el mundo 19 fondos de inversión en tierras agrícolas y en 2020 ya habían 166, lo cual se traduce en un aumento de 9 veces en sólo una inversión estable y rentable tiene otra ventaja y es que no está relacionada con otra clase de activos importantes como las acciones, los bonos o el oro.

Lo que significa que no se ve afectada por el precio de otros activos.

Por ejemplo, al inicio de la pandemia a prácticamente todos los mercados y todo tipo de negocios cayeron, pero el sector que siguió en funcionamiento o que por lo menos no se vio tan afectado fue el de la agricultura debido a su función vital para la humanidad.

TAL VEZ TE INTERESE: LAS PEORES PANDEMIAS DE LA HUMANIDAD

Entonces la agricultura es una de las fuentes de riqueza más antiguas y fiables a lo largo de todos los tiempos, pero hasta hace unos años era un negocio restringido a las familias.

Ahora prácticamente cualquier persona puede invertir en ese activo y no es necesario ser millonario o tener conocimiento especializado.

Hay plataformas de inversión que permiten comprar participaciones en tierras, ya sea adquiriendo una parte de los cánones de arrendamiento de las tierras o una parte de las ventas de las cosechas.

Además, si la granja se valoriza el inversor también puede obtener beneficios cuando se llega a vender.

Con todo este interés y, por consiguiente, con todo el capital que se está dirigiendo a este tipo de inversiones se podría pensar que va perjudicar al sector porque las tierras van a ser propiedad de gente que no tiene idea sobre agricultura o que no cultivan la tierra ellos mismos.

Sin embargo, para satisfacer las necesidades de la creciente población, combinado con unas tierras cada día más escasas, este capital parece necesario para aumentar la productividad, la eficiencia y la sostenibilidad de los cultivos a largo plazo.

Todas las innovaciones, mejoras en los procesos o nueva maquinaria tienen un costo muy alto para los agricultores y aquí es donde este nuevo capital jugará un papel muy importante para el sector.

En resumen, las razones que motivan las inversiones de Bill Gates en tierras destinadas a la agricultura son varias; desde su papel vital en el suministro de alimentos a nivel mundial hasta su rendimiento financiero históricamente sólido.

Y esta oportunidad se está facilitando en el presente debido a que las nuevas generaciones en las familias agricultoras no están tan interesadas en continuar con el negocio, con lo cual se elimina una barrera de entrada a inversionistas que buscan diversificar su portafolio a largo plazo.

Además, el hecho de que la tierra sea cada vez más escasa lo hace un activo aún más valioso.

Aunque recientemente se ha venido estudiando el potencial de la agricultura en los océanos, de modo que se resolvería el inconveniente de la falta de tierras.

Comentarios Facebook

Deja un comentario

Código Ancestral usa las cookies de la red Google para una gran experiencia para usted. Si sigues en esta página das tu aprobación para aceptar los términos para aceptar las cookies. La política de cookies, pica el enlace para mas información. ACEPTAR

Aviso de cookies

You cannot copy content of this page

error: ¡El contenido esta protegido!